ORACIÓN PARA UN NUEVO AÑO

 

 

 

 

 

Señor: Yo, en la alborada de este año,
quisiera ser como la nieve blanca,
con pureza en que no exista el engaño,
y fulgor que ilumine mi humilde alma.

Yo te ruego, Señor, que me concedas
la paz y la quietud del mar en calma,
librándome de penas y tristezas
el año que se acerca en lontananza.

Protégeme, Señor, de la maldad,
del odio, la venganza y la malicia.
Te pido que ilumines mi conciencia
llenándola de amor y de justicia.

Recuerdo la inocencia de mi infancia...
¡Quien fuera el humilde pajarillo
envuelto en el amor y la fragancia
que diérale mi madre a aquel chiquillo...!

Señor ...

¡Son tantos los años ya pasados...!
¡Y tantos sufrimientos padecidos...!
¡Se encuentra ya mi pecho tan cansado...!
¡Me hallo ya tan triste y abatido...!

Tan sólo te suplico me concedas
un poco más de fuerza en el camino,
hasta alcanzar el día en que mi alma pueda
descansar junto a tu Amor divino.

1-enero-2.005

© Antonio Pardal Rivas

Compartir  

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

VOLVER