EUROPA

 

 

 

 

 

 

 

Crisol de un universo en que me hundo
en piélago de aguas fantasmales,
refugio de emergentes impiedades
que olvidan el valor de lo fecundo.

Reboso de dolor al ver un mundo
que surge de unos fondos abisales
plagado de mentiras y maldades,
dosel de un continente moribundo.

¡Ancestro de una tierra que fue faro
de un orbe que se quema como estopa,
no dejes al humano en desamparo!

¡Ayer Santo Grial y dulce copa,
refugio de lo hermoso y lo preclaro,
devuelvenos tu luz, amada Europa!



© Antonio Pardal Rivas
20-06-08

Compartir
































VOLVER